Si presentas estas 10 señales, tu intestino está sobrecargado de toxinas

0 66

¿Por qué desintoxicar el intestino?
Desintoxicar el intestino es sumamente importante para la salud, el microbioma del intestino o el equilibrio de los microorganismos en el tracto intestinal han sido noticia de salud últimamente, cuando no se desintoxica afecta la salud digestiva, proporciona trastornos en el estado de ánimo, peso, problemas en la piel y condiciones autoinmunes.

Lamentablemente, la combinación de las dietas norteamericanas, el uso excesivo de antibióticos, productos anti-bacterianos y la falta de alimentos fermentados regulares en el día a día, ha creado una tormenta de desequilibrio en el microbioma intestinal.

10 señales de que debes desintoxicar el intestino

  1. Problemas digestivos, intestino irritable, hinchazón, dolor abdominal, indigestión, mal aliento, estreñimiento o diarrea.
  2. Alergias
  3. Infecciones por levaduras recurrentes
  4. Antojos de azúcar
  5. Aumento de peso
  6. Acné, eczema, urticaria y psoriasis
  7. Dolor en las articulaciones
  8. Depresión
  9. Problemas de conocimiento y comportamiento
  10. Niebla mental

Cuando tu organismo presenta bacterias en abundancia, puedes presentar inflamación significativa en el cuerpo y por consiguiente, padecerás de dolores en las articulaciones y corporales, trastornos en la piel y enfermedades autoinmunes. Por otro lado, cuando el microbioma presenta desequilibrio, te será difícil bajar de peso, diversos estudios demostraron que al equilibrar el microbioma, tu metabolismo puede cambiar y notarás cambio hasta en la salud emocional.

¿Al desintoxicar el intestino se corrige el desequilibrio?
Se corrige inmediatamente, acá listaremos las opciones disponibles para equilibrar el microbioma del intestino:

1. Probióticos: son bacterias saludables que ayudan a equilibrar completamente el microbioma del intestino, ellos vienen en diversas formas de suplemento, tanto en cápsulas como en polvo o en alimentos naturales fermentados como: yogurt, chucrut, kéfir, kombucha, verduras encurtidas o kimchi.

2. Prebióticos: estos tipos de alimentos alimentan a las bacterias sanas del tracto gastrointestinal que contiene fibra, inulina y arabinogalactans, también están presentes en alimentos como: alcachofas, ajo, frijoles, cebollas, espárragos, zanahorias, puerros y okra.

3. Suplementes anti-microbianos: normalmente no basta con el incremento de los probióticos y prebióticos, por lo que, utilizar hierbas y suplementos antimicrobianos también es necesario para erradicar los organismos patógenos como levaduras, bacterias o parásitos. Puede incluir: ajo, orégano, berberina, extracto de semilla de pomelo, ácido caprílico, extracto de hoja de olivo o uva ursi.

4. Disminuye el azúcar y todos aquellos alimentos con harina: varios organismos patógenos e insectos malos prosperan con dietas ricas en azúcares y carbohidratos refinados, por tanto, al disminuir estos alimentos es un paso vital para reequilibrar tu microbioma intestinal pues ninguna cantidad de probióticos compesará.

Si sospechas que presentas cierto desequilibrio en tu microbioma intestinal, puedes darte cuenta que existen muchos pasos a tomar para restablecerlas.

También podría gustarte Más del autor

Leave A Reply

Your email address will not be published.